Los criterios diagnósticos del TDAH reescritos por quienes no “creen” en él


Escrito por Neil Petersen
Texto original en inglés

Muchos profesionales de la Medicina que diagnostican TDAH solicitan información de familiares, amigos o profesores que conocen al paciente en cuestión. La razón es que las personas tienen una visión sesgada de sí mismas y que puede ser útil tener información de múltiples fuentes sobre los potenciales síntomas de TDAH.

Pero ¿y si esos familiares, amigos o profesores no “creen” en el TDAH? Por un lado, eso podría comprometer su capacidad para informar sobre síntomas de TDAH de una manera objetiva. Por otro lado, contar que eres perezoso, que tienes muchos defectos de carácter y que debes esforzarte más para mejorar tu rendimiento puede ser tan revelador como decir que tienes dificultades para prestar atención.

Esto me hizo pensar: ¿qué pasaría si las personas que no “creen” en el TDAH reescribieran completamente los criterios de diagnóstico?

Supongo que, en este escenario, el término síntomas de inatención sería reemplazado por pereza o defectos de carácter. Entre estos síntomas estarían cosas como:

  • No se esfuerza lo suficiente
  • Le falta motivación
  • Tiene poca ética profesional
  • No escucha a los demás
  • Es irresponsable

¿Qué hay de los síntomas de hiperactividad? Creo que estos se convertirían en algo así como comportamientos irritantes, ya que éstos son los síntomas que suelen ser más visibles desde fuera y, por lo tanto, resultar irritantes para otras personas.

  • No se tranquiliza
  • No para
  • Siempre está haciendo groserías como interrumpir a los demás o realizar comentarios inapropiados
  • No es capaz de esperar
  • Actúa sin pensar las cosas.

Lo que quiero decir es que puedes tomar cualquier síntoma de TDAH y expresarlo de una forma estigmatizante, para que parezca un defecto de carácter.

Y, por el contrario, puedes tomar cualquier síntoma de TDAH que se haya hecho aparecer como un defecto de la persona, eliminar la carga emocional del lenguaje y usar una expresión más científica para identificarlo realmente como un síntoma de TDAH.

Este ajuste mental es algo que las personas con TDAH tienen que hacer a menudo, cuando tratan con personas que no entienden bien el TDAH.

Por decirlo de otra manera: cuando te digan que no puedes tener TDAH, que lo que ocurre es que tienes tales y tales defectos, debes escucharlos. No porque tengan razón, claro, sino porque, si sabes traducir lo que están diciendo, en realidad podrían estar enumerando de una forma útil los síntomas de TDAH que han observado en tu vida.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en TDAH Aspectos generales y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.